mayo 19, 2024

Declaracion universal de los derechos humanos quienes la firmaron

Convenio Europeo de Derechos Humanos

Percibí claramente que estaba participando en un acontecimiento histórico verdaderamente significativo en el que se había alcanzado un consenso sobre el valor supremo de la persona humana, un valor que no se originaba en la decisión de un poder mundano, sino en el hecho de existir, que daba lugar al derecho inalienable a vivir libre de la miseria y la opresión y a desarrollar plenamente la propia personalidad.    En el Gran Salón… se respiraba una atmósfera de auténtica solidaridad y fraternidad entre hombres y mujeres de todas las latitudes, como no he vuelto a ver en ningún escenario internacional.

Declaración Universal de los Derechos Humanos

Introducción La Organización de las Naciones Unidas (ONU) se creó en 1945, poco después del final de la Segunda Guerra Mundial. El propósito declarado de la ONU es llevar la paz a todas las naciones del mundo. Después de la Segunda Guerra Mundial, un comité de personas encabezado por la Sra. Eleanor Roosevelt, esposa del presidente estadounidense Franklin D. Roosevelt, redactó un documento especial que «declara» los derechos que deben tener todas las personas del mundo entero: la Declaración Universal de los Derechos Humanos. Hoy en día hay 192 estados miembros de la ONU, todos los cuales han firmado de acuerdo con la Declaración Universal de los Derechos Humanos. ¿Dónde empiezan los derechos universales? «En lugares pequeños, cerca de casa, tan cerca y tan pequeños que no se pueden ver en ningún mapa del mundo. Sin embargo, son el mundo de la persona individual; el barrio en el que vive; la escuela o el colegio al que asiste; la fábrica, la granja o la oficina en la que trabaja. Son los lugares donde cada hombre, mujer y niño busca la igualdad de justicia, la igualdad de oportunidades, la igualdad de dignidad sin discriminación. Si estos derechos no tienen sentido allí, tienen poco sentido en cualquier parte. Sin una acción ciudadana concertada para defenderlos cerca de casa, buscaremos en vano el progreso en el mundo más amplio». -Eleanor Roosevelt,

Prześlij opinię

¡Gracias por inscribirse! Estás a punto de ver vídeos y leer material que ilustrará y dará vida a los 30 derechos humanos básicos. Puedes hacer un seguimiento de tu progreso a través del curso, y cada vez que salgas, podrás continuar donde lo dejaste cuando vuelvas a iniciar sesión.

La Segunda Guerra Mundial se prolongó desde 1939 hasta 1945 y, a medida que se acercaba el final, las ciudades de Europa y Asia estaban en ruinas. Millones de personas habían muerto, otros millones estaban sin hogar o se morían de hambre. Las fuerzas rusas se acercaban a los restos de la resistencia alemana en Berlín, la capital bombardeada. En el Pacífico, los marines estadounidenses seguían luchando contra las fuerzas japonesas atrincheradas en islas como Okinawa.

En abril de 1945, delegados de cincuenta países se reunieron en San Francisco llenos de optimismo y esperanza. El objetivo de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Organización Internacional era crear un organismo internacional para promover la paz y evitar futuras guerras. Los ideales de la organización se expusieron en el preámbulo de su propuesta de carta: «Nosotros, los pueblos de las Naciones Unidas, estamos resueltos a preservar a las generaciones venideras del flagelo de la guerra, que dos veces durante nuestra vida ha infligido un dolor indecible a la humanidad.»

Declaración universal de los derechos humanos cómo citar

Los dos instrumentos internacionales de derechos humanos más importantes relacionados con la libertad religiosa son la Declaración Universal de Derechos Humanos (DUDH)1 y el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos (PIDCP).2

Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión; este derecho incluye la libertad de cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia.

Los derechos y libertades recogidos en la DUDH se han desarrollado en una serie de instrumentos internacionales vinculantes, entre los que destaca, para esta investigación, el PIDCP. La libertad religiosa se encuentra de nuevo en el artículo 18, que establece en su totalidad

1. Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión. Este derecho comprende la libertad de tener o de adoptar la religión o las creencias de su elección, así como la libertad de manifestar su religión o sus creencias, individual o colectivamente, tanto en público como en privado, mediante el culto, la celebración de los ritos, las prácticas y la enseñanza.